La vara y la daga – Parte 1

Porangel

La vara y la daga – Parte 1

Anteriormente, en esta misma lección, he comentado que explicaría la diferencia entre la vara y la daga. Aunque la vara se ha asociado tradicionalmente con el elemento mágico Fuego y la daga con el Aire, algunas personas, sobre todo en los últimos años, han invertido estas asociaciones. Esto en gran parte lo han provocado los practicantes de la llamada Wicca o de la Brujería. Si bien es verdad que la Brujería tiene miles de años de antigüedad, también lo es que gran parte de la Brujería que se practica actualmente es o una invención o una reconstrucción realizada por el difunto Gerald B. Gardner.

Con esto no pretendo desmerecer a los que siguen caminos paganos. De he-cho, en muchos casos, quienes siguen cualquiera de los varios caminos paganos parecen haber recuperado el enlace entre la humanidad y la naturaleza, un enlace del que muchos magos ceremoniales hablan y que secretamente envidian. Como ya habrá observado, una de las áreas más importantes, en las que se ha insistido este curso, es la de sintonizar con los elementos, algo que desgraciadamente no se encuentra en muchos libros y cursos dedicados a la Alta Magia.

Es evidente que Gardner simplificó algunas técnicas y filosofías mágicas aparentemente complejas (que «tomó prestadas» del ubicuo A. Crowley). Luego, con la ayuda de Doreen Valiente, creó la Brujería moderna. No importa si fue iniciado o no por las Brujas del Nuevo Bosque (New Forest Witches), como él asegura, ni que mucha gente haya superado sus investigaciones, formación y técnicas inicia-les. Lo que importa es que cuando empezó a trabajar introdujo a muchas personas en una forma de espiritualidad que no podía encontrarse en ninguna otra parte. Su contribución, por suerte, perdurará muchos años.

Sin embargo, como ya he dicho, Gardner simplificó la filosofía mágica tradicional. Una de estas simplificaciones consistió en igualar la daga y la espada. Esto es comprensible, ya que la espada no parece ser nada más que una daga larga. Además, cualquier persona, sólo con haber aprendido el RMDP, sabría que Mijael sostiene una espada y está situado en el Sur, la dirección del elemento Fuego. El Agua, desde luego, estaría asociada con el cáliz y la Tierra con el pantáculo. Esto deja la vara para el elemento Aire, y Rafael, el arcángel de este ele-mento, sostiene una vara en forma de caduceo. Todo parece lógico.

Desgraciadamente para la simplificación anterior, no es correcto hacer coincidir los propósitos de ninguna de las diversas varas que utilizan los magos. La vara de Fuego no es la misma que la vara del Loto y ninguna de estas dos es igual a las varas que sostienen los oficiantes iniciáticos de los grupos ocultistas. Todas tienen funciones distintas aunque tengan una misma forma básica. Además, la vara también es distinta de la espada mágica, en cuanto a forma y función.

Por si le ayuda a clarificar las cosas en su mente, a algunas personas les va bien imaginar la daga como si fuera la punta de una lanza atravesando el aire.

Comparte con tus Amigos


Acerca del Autor

angel Vidente Medium, Natural y Sincera

Deja un comentario